martes

Pensamientos #4

Sales de casa, te sientes feliz, segura, contenta.

Llegas al ascensor, te miras y te ves perfecta.


Vuelves a las 7 am, las cosas no salen como habías soñado y en el mismo ascensor, en el mismo espejo ves a una persona llena de imperfecciones, llena de fallos que van más allá del físico. Ves cobardía, y ves como podrían haber sido las cosas si hubieses sido valiente.

Al menos a mí me pasa.

Edito en un día un poquito más optimista:
(Aunque también hay días que al volver eres más feliz que cuando saliste.)



13 comentarios:

  1. Para que veas como cambian las cosas dependiendo de con que ojos las mires:)
    un besito!

    ResponderEliminar
  2. creo que igual me ha pasado... si así es, es frustrante, lamentablemente pero por lo menos tienes el valor de decir -"Lo intenté"- nos comentamos!

    ResponderEliminar
  3. Jajaja ojalá lo fuera! :D
    Seguro que te salen bien, si yo he podido con lo torpe que soy yo, cualquiera puede :)

    ResponderEliminar
  4. Es una mierda que las cosas te salgan mal y cambie por completo la percepción que tienes de ti misma. A mi me pasa. Pero si lo sabemos deberíamos no fiarnos de nuestra percepción cuando nuestro estado de ánimo se sitúe en uno u otro extremo.

    ResponderEliminar
  5. disfruta el momento y vive lo que te hace bien! Abrazo

    ResponderEliminar
  6. Somos personas diferentes segun con que pie nos levantemos de la cama, que gracioso, verdad? Me gusto tu blog. Pasate cuando quieras por el mio. =)

    ResponderEliminar
  7. dios mio, te juro que cuando lei el titulo de love me tender dije, wow, este blog ya lo he visitado, y como que me entro emocion, no se por que... a veces soy un poquitin emocional...
    en fin, a mi tambien me ha pasado, pero tambien me pasa justamente al reves...
    linda entrada!

    besos Ü

    ResponderEliminar
  8. ya, llevas toda la razón. Pero es dificil no fiarse de la propia percepción!!^^

    ResponderEliminar

Desahógate escribiendo :)